Cabecera con texto

Noticias relevantes

22/05/2015 - EVE - Ayudas Eficiencia Energética 2015 País Vasco

 

El Ente Vasco de la Energía (EVE), agencia energética del Gobierno vasco, pondrá en marcha entre mayo y septiembre de 2015 un total de 11 programas de ayuda, por un importe de 12 millones, para apoyar inversiones y proyectos de ahorro energético y energías renovables. La primera fase de estos programas se publicará este viernes en el Boletín Oficial del País Vasco.

 

El EVE ha indicado que las ayudas se han orientado a sectores de actividad estratégicos con "gran potencial de ahorro y capacidad" para implementar fuentes de energía más limpias como las renovables, de forma que cada uno de ellos contará con medidas de apoyo específicas. Asimismo, en el ámbito doméstico se reeditarán los Planes Renove de ventanas y electrodomésticos. El conjunto del programa cuenta con una dotación de 12 millones de euros y se espera alcanzar un ahorro equiparable al 0,6% de la demanda energética de Euskadi.

 

 

SECTORES

 

Según ha explicado el EVE, las ayudas están orientadas a apoyar sectores de actividad específicos como la industria, el transporte, las Administraciones Públicas y el sector terciario. El Ente Vasco de la Energía ha precisado que se trata de actividades estratégicas por su aportación a la economía vasca y su nivel de consumo energético y que, además, presentan "un amplio margen de mejora".

 

En concreto, se prevé apoyar con ayudas la implantación de tecnologías de especial interés dada su elevada eficiencia, así como por su contribución al uso de energías más limpias que minimicen el consumo de fuentes fósiles importadas. Una novedad sobre la gestión del presente plan de ayudas respecto a ejercicios anteriores se refiere al "esfuerzo" realizado para que la partida presupuestaria prevista se otorgue íntegramente en este año.

 

El EVE ha añadido que los programas de la Comunidad Autónoma de Euskadi son complementarias a las que vaya a conceder el IDEA (a través del Ministerio de Industria, Energía y Turismo) aunque en el caso vasco, las ayudas abarcan un abanico de actuación "más amplio" tanto en lo que se refiere a sectores de actividad como de medidas concretas apoyadas.

 

INDUSTRIA

 

En un análisis de sectores, el EVE ha destacado que la industria es un sector "prioritario" y cuenta con la mayor dotación presupuestaria. En concreto, se prevé un total de 3 millones de euros para la implantación de medidas en eficiencia energética que abarcan la renovación de equipos, la rehabilitación energética de los edificios industriales, la puesta en marcha de cogeneraciones, así como la realización de auditorías integrales y la implantación de sistemas de gestión energética.

 

En materia de renovables, en este sector se apoyará la implantación industrial de tecnología solar térmica, así como de intercambio geotérmico. El sector transporte y el sector terciario (servicios) cuentan con una dotación conjunta de 3 millones. El primero de ellos contará con un millón para actuaciones encaminadas a una reducción del consumo de carburantes de origen fósil en el transporte. En concreto, recibirán ayuda la adquisición de vehículos que utilicen energía eléctrica o combustibles alternativos, la implantación de infraestructuras de recarga para todos ellos, así como la realización de planes para una mejor gestión de flotas y actuaciones piloto.

 

También se promoverá el uso de la bicicleta como medio de transporte en los núcleos urbanos de Euskadi. En cuanto al sector terciario, contará con dos millones para mejorar la eficiencia energética de instalaciones y edificios, la implantación de cogeneraciones y la realización de auditorías energéticas.

 

 Al igual que la industria, también recibirán apoyo las instalaciones solares térmicas y las geotérmicas. El EVE ha indicado que uno de los objetivos prioritarios del Gobierno vasco es hacer de las Administraciones públicas de Euskadi "un referente en materia de gestión y consumo eficiente de la energía". Con esta meta, las ayudas destinadas a las diferentes administraciones pretenden contribuir a la mejora energética mediante actuaciones en el alumbrado exterior, en los edificios existentes, así como la elaboración de auditorías que permitan detectar los principales puntos de mejora sobre los que actuar en materia energética. La partida establecida con este objetivo es de 1,5 millones.

 

 

Actuaciones estratégicas

 

También se establecen ayudas a tecnologías y, entre ellas, destaca el apoyo específico a las instalaciones para el aprovechamiento de la energía renovable de la biomasa. Concretamente se apoyará con 750.000 euros la instalación de calderas de biomasa para producir agua caliente y calefacción. En el año 2014 en Euskadi se pusieron en marcha cerca de 600 nuevas instalaciones de biomasa con una potencia instalada total de 17 MW.

 

La misma cuantía, 750.000 euros, será destinada al apoyo de actuaciones mediante la fórmula de contratos de Empresas de Servicios Energéticos (ESE). Este tipo de contrataciones permite externalizar en estas empresas las inversiones necesarias para realizar las mejoras energéticas, "presupuestos de elevada cuantía que podrían verse comprometidos a través del modelo de financiación convencional". Según ha indicado, a través de esta fórmula se podrán realizar mejoras en el alumbrado público, la climatización de edificios, la iluminación interior y la envolvente térmica, así como la instalación de energía solar térmica y fotovoltaica, geotermia y pequeña eólica. Estas ayudas se enmarcan dentro del Plan 100 ESE del Gobierno vasco, a través del cual se pretende que la administración vasca sea "un referente en este tipo de contratación altamente eficiente".

 

El EVE ha señalado que, en el marco de tecnologías cuyo apoyo se considera estratégico, las energías renovables emergentes tienen "un papel fundamental". En concreto, las energías marinas contarán con una dotación de 500.000 euros para apoyar las inversiones para la demostración y valoración de nuevas tecnologías.

 

Otras actuaciones como las inversiones en la renovación de instalaciones eléctricas, así como la instalación de energías renovables para la producción eléctrica contarán con una dotación de 250.000 euros cada una de ellas.

 

Finalmente, las ayudas destinadas a la renovación de equipamientos domésticos altamente eficientes, los denominados Planes Renove del sector doméstico, contarán con una dotación de 2 millones de euros en su conjunto. El Plan Renove de Electrodomésticos (un millón) comenzará en el mes de julio y contribuirá a la sustitución de aparatos antiguos por otros de clasificación energética de alta eficiencia A+++. En cuanto al Plan Renove de Ventanas (un millón) comenzará en septiembre y apoyará la sustitución de cerramientos por aquellos que garantizan un elevado aislamiento y ahorro energético. El EVE ha indicado que, gracias al conjunto de actuaciones susceptibles de recibir apoyo, se espera alcanzar un ahorro energético superior a los 40.000 teps (toneladas equivalentes de petróleo), es decir, energía equivalente al consumo de 66.000 viviendas, o lo que es lo mismo, el 0,6% de la demanda energética vasca.

Fuente de la noticia

Volver